De Mario Benedetti

La Tregua Entonces sent una tremenda opresin en el pecho, una opresin en la que no pareca estar afectado ningn rgano fsico, pero que era casi asfixiante, insoportable. Ah, en el pecho, cerca de la garganta, ah debe estar el alma, hecha un ovillo. Mario Benedetti

Opciones para esta obra:

(solo para usuario registrados)